La equinoterapia o hipoterapia asistida es un tipo de terapia que integra los caballos en el proceso de tratamiento. Se utiliza en variedad de campos terapéuticos, los caballos pueden ayudar a las personas con problemas físicos, problemas del habla, problemas de conducta, problemas emocionales, y otras discapacidades. Los programas de equitación terapéutica se encuentran en todo el mundo, aunque la mayoría de los centros de terapia equina asistida poseen un enfoque específico. Los graduados de estos programas a menudo expresan su reconocimiento por el proceso, acreditando su terapia con algunos logros posteriores.

Los estudios han sugerido que los seres humanos se benefician del contacto regular con animales, y un número de diferentes especies, desde los pollos a los elefantes, se utilizan en los programas de terapia.

maxresdefault

Muchos seres humanos tienen una relación especialmente singular e íntima con el caballo, gracias a la larga asociación de personas y caballos. Los caballos simbolizan la libertad para mucha gente, y muchos jinetes dicen que tienen conexiones profundas con sus animales; la equino-terapia aprovecha la conexión entre las personas y caballos, para el beneficio mutuo.

En la terapia física, los pacientes desarrollan grupos musculares mediante la monta de los caballos. A medida que crece la confianza y experiencia, pueden responder a los cambios sutiles en el movimiento del caballo, desarrollando los músculos, ampliando su rango de movimiento, y aumentando la confianza general. La hipoterapia también puede ser utilizada por los patólogos del habla, especialmente en el caso de trastornos de la comunicación con un componente de comportamiento.

Muchos programas de equino-terapia se centran en los problemas de conducta. Los caballos pueden servir de intermediarios silenciosos, en calidad de maestros en los ejercicios facilitados, ya sea en grupos o solos. Por ejemplo, a un grupo de convictos se le podría resolver su problema relacionándolos con un caballo, enseñándole al caballo a correr un curso de saltos. Durante la sesión, los miembros del grupo aprenden a comunicarse entre sí y a trabajar cooperativamente.

52

Los caballos también son utilizados en la terapia ocupacional, ayudando a las personas a desarrollar habilidades que les ayudarán en el futuro. La equino-terapia puede ayudar a las personas a comunicarse, desarrollar su motricidad fina, aprender a enfocar los problemas de nuevas maneras, y fomentar la comprensión y la compasión por las diversas personas y los animales. También se puede ver la equinoterapia en los programas diseñados para ayudar a las personas con discapacidad y jóvenes con problemas, ayudándoles fortalecer su confianza en un ambiente amistoso y de apoyo.

Los caballos utilizados en la terapia equina asistida reciben capacitación especial, y por lo general son sometidos a una serie de exhaustivas pruebas para asegurarse de que son aptos para el trabajo. Un buen caballo de terapia es extremadamente paciente y tranquilo, con la capacidad de hacer frente a una amplia gama de personas y situaciones.