Los Adultos Mayores son más propensos a sufrir caídas, siendo las causas más comunes la debilidad muscular, alteraciones en su caminar y equilibrio, enfermedades del corazón (como presión baja y alta), disminución de la visión, el uso de bastones y andaderas de forma inadecuada; además de los efectos de algunos medicamentos, entre muchos otros.

Las caídas en Adultos Mayores ocurren cuando se les dificulta mantener una posición adecuada estando sentados, acostados o de pie. Esto puede tener como consecuencia que al caer se golpeen y lastimen.

Consecuencias de una caída

  • Inflamación.
  • Dolor en la zona del golpe.
  • Inflamación que limite el movimiento o el caminar.
  • Lesiones en la piel (raspón o moretón).
  • Lesiones graves como: fracturas y pérdida del conocimiento.

Prevención

En el caso de tener 2 o más caídas en un año, se recomienda acudir al médico para que realice la valoración clínica llamada “caída recurrente”, que se ofrece a personas que presentan más de 3 caídas en un mes.

Recomendaciones

  • En la casa:
    • Evitar la presencia de objetos en el suelo con los que se pueda tropezar, además de utilizar zapatos con suelas antiderrapantes.
    • Mejorar la iluminación y utilizar de manera adecuada el bastón o la andadera
      Si la mayoría de las caídas ocurren en casa, será necesario hacer modificaciones para tener un ambiente más seguro.
  • En la calle
    • Evitar caminar en lugares poco iluminados, en banquetas con irregularidades o pavimento defectuoso.

 

Es importante saber que…

  1. Para mantenerse en buen estado se puede hacer ejercicio (dentro de las posibilidades del adulto mayor), revisarse la vista y el oído al menos cada año, llevar un control de enfermedades y medicamentos, utilizar lentes para mejorar la visión, así como bastón o andadera si es necesario
  2. Las caídas son frecuentemente ignoradas por los pacientes y la familia, sobre todo si no hay alguna lesión que les limite su funcionalidad. Es importante que si presenta 2 o más caídas en un año acuda al médico para una valoración integral.
  3. Las caídas no siempre son accidentes, pueden ser manifestación de una enfermedad seria.
FUENTE

http://www.imss.gob.mx/salud-en-linea/caidas